Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

domingo, 25 de septiembre de 2022

La Sonora Dinamita de Lucho Argaín y Elsa López: “Hay que vivir el momento”

Foto: José Jorge Carreón / Fondo Histórico del Auditorio Nacional.

25 de septiembre, 2022 / Función única /
2:50 h. de duración / Promotor: Muziek S.A. de C.V.

Fernando Figueroa
Al celebrar 62 años de existencia, La Sonora Dinamita de Lucho Argaín y Elsa López consigue un contundente sold out que los anima a decir: “Este es el primer Auditorio Nacional de todos los que vamos a tener”. La respuesta del público es una aclamación de altos decibeles. 

Un video con dibujos animados recrea pasajes de la vida del colombiano Luis Guillermo Pérez Cedrón, mejor conocido como Lucho Argaín (1927-2002), fundador de La Sonora Dinamita. Se hace énfasis en la tenacidad para salir adelante en Cartagena, luego de una difícil infancia rodeado de nueve hermanos y el fallecimiento de su madre cuando él apenas tenía cinco años de edad.

Debido a la pobreza, Lucho no fue a la escuela y tuvo que trabajar desde muy pequeño. Vendió periódicos, billetes de lotería, pescado frito y ropa usada. Durante la adolescencia, su primera novia le escribió una carta de amor y él no pudo descifrar el contenido de la misma; trascendental acontecimiento que fue el motor para aprender a leer y escribir.

En los inicios de su carrera hizo dueto con el músico invidente Julián Machado y también fue parte de Los Corraleros de Majagual. Después de una carrera de altibajos en Colombia, en 1979 Argaín se trasladó a México con La Sonora Dinamita, que un año antes había grabado El meneíto, disco con el éxito “Se me perdió la cadenita” que vendió millones de copias.

Hoy están en el escenario dos de los hijos de Luis Guillermo Pérez Cedrón: la cantante Daniela y el guitarrista Moisés, quienes son parte de una compacta agrupación que se distingue sobre todo por una poderosa sección de metales, más congas, batería, percusiones, güiro, bajo, guitarra, acordeón y un hermoso piano de cola blanco donde luce en particular el barranquillero Mauricio Jiménez, a quien también se deben los arreglos. En las voces, además de Daniela, participan Sandra Itzel, Sandy Domínguez, Alex Sanclemente y Andy Rave.

Ocho bailarines profesionales ponen la vara muy alta en el escenario, aunque eso no parece importar mucho en las butacas y pasillos donde la gente hace su lucha según las capacidades individuales o de pareja, además del ingrediente principal: el entusiasmo. Las coreografías arriba y abajo del escenario son dispares, pero a final de cuentas se hace realidad la profecía de uno de los vocalistas: “¡Vamos a crear el salón de baile cumbiero más grande del mundo!”

La cita pospuesta por la pandemia se cumple en un domingo familiar por la tarde, aunque el ambiente parece de viernes social por la noche. Eso sí, los pasitos domingueros surgen aquí y allá. Con la presencia de un combo musical tan fastuoso no importa cuál es el día de la semana para oír música en vivo, mucho menos cuando Fela Domínguez, la primera invitada del show, electriza el recinto con su elástica voz en “Suspiros”.

El cantautor Horacio Palencia y La Sonora Dinamita grabaron recientemente “No pasa nada”, cuya letra es una invitación a tener un corazón con varios compartimientos y es recibida en el Auditorio con euforia. Minutos después, la temperatura del recinto se dispara con la presencia de Mariana Seoane y su hit “Escándalo”, aderezado con el sensual baile de la guapa intérprete y actriz.

Dr. Shenka, vocalista de Panteón Rococó, muestra las tablas que ha recorrido y se acopla de manera natural al combo en “Hechicería” y “Cumbia cariñito”. Algo similar sucede con Alexander Acha, a quien le toca el privilegio de cantar el popular tema “Mil horas”, además de moverse con soltura y cerrar su participación cantando a capela.

El mensaje reiterado de anfitriones e invitados es sacudirse los temores acumulados y “vivir el momento”, ya que nadie sabe cuándo será el último día de su vida. El público les toma la palabra y goza con cantos y bailes que en algunos casos son sólo brincos pletóricos de júbilo cuando surge alguna canción con gran poder de evocación.

Los fuegos artificiales y el confeti se mezclan con una versión extensa y muy alegre de “Se me perdió la cadenita”. El ingreso se produjo cuando aún había luz natural y la salida se da cuando al domingo sólo le quedan dos horas. Eso es lo de menos para un joven que pregunta muy serio a sus acompañantes: “Entonces, qué, ¿dónde la seguimos?”. ♪

Programa
Opening / Que nadie sepa mi sufrir / Fiebre de cumbia / La cortina / Las velas encendidas / Con Fela Domínguez: Suspiros / Oye mi Lola / Qué bello / El baile de la vela / Saca la maleta / Con Horacio Palencia: No pasa nada / Mete y saca / La parabólica / Con Mariana Seoane: Una de dos – Escándalo / Cumbia barulera / No te vayas nunca / Gaita frenética / Buscando al gato / Con Dr. Shenka: Hechicería – Cumbia cariñito / Lejanía / Capullo y Sorullo / Con Alexander Acha: Mil horas / Oye / Se me perdió la cadenita / El viejo del sombrerón.

La Sonora Dinamita de Lucho Argaín y Elsa López en internet: www.sonoradinamita.com

No hay comentarios: