Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

viernes, 25 de octubre de 2019

Railrod, furioso cumpleaños

The mind reader part 1. En concierto / 25 de octubre, 2019 /
Función única / 2:13 h de duración / Promotor: Susana Chacón Cruz. 

Gustavo Emilio Rosales
En forma directa y dura, Railrod descarga su propuesta ante una multitud entusiasmada. El sonido es contundente y vigoroso. Los tres intérpretes que lo producen son muy jóvenes. No hay incongruencia en esto si recuerdas que los miembros de emblemáticas tríadas musicales, como Grand Funk, tenían entre 18 y 21 años cuando sacudieron al mundo con la explosiva grandeza de sus composiciones. Railrod se inscribe en el linaje de estas bandas genéricamente llamadas power trío.

El presente concierto, que de principio a fin habrá de estar repleto de fuerza, coincide con el cumpleaños de Óscar The Os Estrada Chacón, líder, vocalista, guitarrista y compositor de Railrod. En un momento, sus imberbes admiradores entonan a coro el “Feliz cumpleaños", para él. Sin embargo, el gran regalo vendrá de parte de la banda y será dedicado a los muchachos que saturan el recinto, dispuestos a bailar y brincar con veloces y pesadas piezas de rock que evocan los sonidos de pasadas décadas.

Las influencias de esta banda mexicana, que a cinco años de su fundación ha conquistado logros, como abrir un concierto a Aerosmith y grabar su primer álbum conceptual (The rise of the hermit), son netamente roqueras y parten del tiempo en que Jimmy Page tocaba solos en guitarra de doble mástil con un arco de violín.

Los fans de Railrod, a juzgar por su evidente alegría, aprecian que The Os emule, casi cinco décadas después del suceso original, el lance del guitarrista británico, así como muchos otros gestos emblemáticos de lo que ha sido desde la era de los hippies el rock hecho a mano. Su mocedad no les impide reconocer y reaccionar ante la calidad musical. Celebran con gritos y jubilosos sacudimientos corporales la marea sonora producida también por la sección rítmica que integran el bajista Eric del Rey y el baterista Christian Charpenel, ambos incipientes virtuosos en la ejecución de sus respectivos instrumentos.

La mayor parte de sus canciones están en inglés, lo cual no es un obstáculo para que el auditorio las reciba y asimile por debajo de la piel. “No se me entiende ni cuando canto en español, así que da lo mismo", declara The Os en un video testimonial, en el cual también da cuenta de su lucha inquebrantable por llegar a conquistar el reconocimiento como músico y comandante en jefe de su proyecto artístico. Es el sueño, afirma, de un niño que se reconoció a sí mismo como roto: víctima del bullying escolar y afectado en lo profundo por el divorcio de sus padres.

La música de Railrod transpira la rabia del luchador avezado en librar los retenes de una sociedad de basura. Su fuerza es auténtica, es una motivación para sentir. Conecta con esta persona con cara de niño que inventa una batería imaginaria bajo sus pies y asimismo afecta a aquella chica que se sacude sin cesar mientras mantiene en alto el brazo que remata en una mano que sostiene la señal heavy metalera de los cuernos rebeldes. Los tres protagonistas convierten la escena en una pista de saltos, giros y demás piruetas, al parecer nutridos por la energía que emana, desbordante, desde el inmenso muro de amplificadores que vive detrás suyo.

Avanza el tiempo. La música en vivo cesa abruptamente, pero su fantasma aún vibra en la percepción de los escuchas. Esto dicen los cuerpos que emanan intensidad al salir del recinto, esto afirman las miradas brillantes al pasar de la luz escénica hacia el acerado aire libre de la noche con lluvia. ♪

Programa
Tryin’ to fit / Can’t hide what you are feelin’ baby / The hermit Pt. I / Krma / Nada se ve bien / Black and white / Nightspell / Soldado caído / Dream on / What's been kept silent / Two paths / Moonlight thought / Girl let me love you / Como la flor / Quit?.

Railrod en internet: www.railrod.com

No hay comentarios: