Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

domingo, 24 de marzo de 2019

Carmen, heroína para niñas de este siglo


Foto: Marie Pain / Colección Auditorio Nacional.

Lunario presenta: Ópera para niños - Carmen de George Bizet / 
24, 31 de marzo y 7 de abril / 1:10 hrs. de duración / 3 funciones / 
Promotor: Fideicomiso para el Uso y Aprovechamiento del Auditorio Nacional.

Julio Alejandro Quijano Flores
Dos hermanas pelean. Las dos quieren ser Carmen y compiten a gritos con los versos que acaban de aprender: “El amor es un pájaro rebelde / que nadie puede dominar”.

Aunque no hablan francés —idioma en el que George Bizet escribió esta ópera sobre una cigarrera sevillana—, las niñas lo memorizaron gracias a los subtítulos que se proyectan en la pantalla central, donde también se muestran animaciones digitales que funcionan como escenografía.

Hace 144 años, Carmen escandalizó a la sociedad francesa. No hubo ovaciones en su función de estreno el 3 de marzo de 1875 y hacia el final de la temporada, en la Ópera Cómica de París los taquilleros salieron a la calle a regalar boletos.

La causa de su fracaso no fue musical. Bizet había escrito una habanera que se impregnaba en el oído y una seguidilla irresistible. Lo que no pudo soportar el público es que fuera protagonizada por una mujer libre, capaz de elegir al hombre que ama y también para abandonarlo cuando se enamora de otro.

Quienes presencian esta nueva versión producida por Arpegio en la temporada de Ópera para niños muy pronto se dan cuenta de que esta cigarrera que recorre la ciudad de Sevilla con una flor en la mano está destinada a ser heroína. “¡Ayúdala, sácala de la cárcel!”, gritan muchos desde su silla cuando don José, el soldado a quien primero ama Carmen, la tiene que encerrar en el calabozo por una pelea callejera.

Las niñas no son las únicas que encuentran razones para emocionarse con la historia de esta mujer a la que le espera un desenlace trágico. Los niños también se entusiasman y se aprenden el estribillo del aria con la que aparece Escamillo, el torero que triunfa en la Real Plaza de Sevilla y que es el segundo gran amor de Carmen. “Toreador, toreador”, repiten a gritos para convertirse en público de la plaza.

El momento dramático provoca silencio. Ahí está Carmen que trata de zafarse de don José, a quien ya no quiere porque ahora la espera el torero Escamilla después de su triunfo en el ruedo. Pero el soldado no está dispuesto a ser “burlado por una cigarrera”.

El desenlace de la riña genera el grito de niños y niñas. A todos les sorprende el final que ha elegido la cigarrera: “Prefiero morir antes que perder mi libertad”.

El impacto del final se disuelve pronto porque se escucha de nuevo la habanera y la compañía en pleno se reúne para agradecer los aplausos.
Casi siglo y medio después de su estreno, la ópera de Bizet aún cumple con su cometido. Las niñas quieren ser como Carmen: libres como un pájaro. Y en esta época en que la mujer busca maneras de equilibrar su papel en la sociedad, no deja de ser esperanzador que los niños vean que el sueño de ellas es ser como aquella sevillana que elegía libremente. ♪

Arpegio Producciones en internet: www.operainfantil.com


Foto: Marie Pain / Colección Auditorio Nacional.


Foto: Marie Pain / Colección Auditorio Nacional.


No hay comentarios: