Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

viernes, 23 de noviembre de 2018

Los Folkloristas: El cóndor sobrevuela Latinoamérica



En concierto / 23 de noviembre, 2018 / Función única /
2:05 hrs. de duración / Promotor: Ernesto Vargas Mancilla.

Fernando Figueroa
En el siglo XXI, cuando las fusiones son consideradas como un recurso musical imponderable, Los Folkloristas se conservan firmes en su propósito de respetar el espíritu primigenio de las canciones que interpretan. Saben que “alguien debe hacerlo así” y ellos cumplen esa tarea de manera gozosa y estupenda.


Fundado en 1966, este grupo es un venero inagotable de sonoridades y eso la gente lo sabe. Por eso hoy se registra un lleno en el Lunario, con personas que escuchan en silencio casi absoluto y ovacionan de forma estruendosa cuando corresponde.

La sesión, que inicia justo a la hora pactada, es un mágico sobrevuelo por la música tradicional de México y buena parte de Latinoamérica: un cóndor que pasa por pueblos y ciudades de nuestra geografía —Michoacán, Oaxaca, Guerrero, Durango, Veracruz—, y de Bolivia, Perú, Argentina, Chile, Nicaragua y Cuba.

Esa mítica ave de alas anchas sobrevuela Tierra Caliente para escuchar pirekuas y valonas; planea en el desierto norteño en busca del canto cardenche, que no necesita de ningún instrumento musical; se eleva hasta los Andes y oye su género favorito, el yaraví; baja al nivel del mar y se pasea por barrios de La Habana y el puerto de Veracruz para deleitarse con los respectivos sones.

La labor de Los Folkloristas se sustenta en un serio trabajo de etnomusicología, mismo que se intensificó cuando el fallecido René Villanueva formó parte de la agrupación. Con mucho cariño, esta noche lo mencionan en el escenario.

El septeto, comandado por José Ávila, ofrece una impresionante demostración de talento vocal y virtuosismo con múltiples instrumentos de cuerda, percusión y aliento: desde los muy conocidos como guitarra, violín, contrabajo, flauta y arpa, hasta otros utilizados en grupos regionales como marimba, jarana, quena, charango y cajón; incluso más especializados, entre los cuales se pueden mencionar al huéhuetl, ocarina, sonaja, cencerro, caracoles… y una quijada de burro. En un concierto utilizan aproximadamente setenta artefactos, pero poseen alrededor de trescientos.

Los Folkloristas debutaron aquí en febrero de 2015, regresaron en agosto de 2017 y hoy vuelven a esparcir sus notas musicales con aromas indígenas y mestizos. Se han presentado en el Palacio de Bellas Artes y en recintos monumentales como el antiguo Auditorio Nacional, además de incontables giras por el extranjero. Comentan que el Lunario les recuerda su paso por las peñas, en especial la que ellos mismos administraban en el Distrito Federal, hoy Ciudad de México.

El cóndor de la imaginación vuela durante un par de horas e intenta el aterrizaje con el son jarocho “Coco”, dedicado a quienes se han adelantado en el último viaje. El público pide su pilón y lo complacen con “La paloma”, original del grupo Quilapayún, y un carnavalito argentino que habla de “un camino puro de amor”. ♪

Programa
Morenadas / Ya no recuerdas / El ají seco / La chata / Chayas / Monimbó / El cóndor pasa / Coplas de Arcadio Hidalgo / Danza de los negritos / Vamos a andar / La gallina / Tierra mestiza / La carta / Madre mía de las Mercedes / Ay, órale y verás / En la montaña / Danzas de concheros / Canto a Asoyin / La renga / Coco / La paloma / Carnavalito.



No hay comentarios: