Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 24 de mayo de 2017

Leiva: Por méritos propios

Foto: Fernando Aceves / Colección Auditorio Nacional


Monstruos / 24 de mayo, 2017 / Función única / 2:05 hrs. de duración / 
Promotor: Sony Music Entertainment México S.A. de C.V.

Fernando Figueroa
El hombre delgado y barbudo que canta en el escenario es el mismo que hace nueve años, como integrante del dúo Pereza, colmó la plaza de Las Ventas de Madrid. Hoy, como solista, llena el Lunario y provoca una euforia similar a la que se vivió en la catedral mundial del toreo.

Alguien podría pensar que el sold out lo provocó Joaquín Sabina cuando le pidió a sus fans mexicanos que arroparan a Leiva, igual que lo han hecho con él durante más de tres décadas. Las cosas no son así; quienes hoy están aquí son jóvenes de México y España que se saben la mayoría de las canciones y muestran una idolatría que no es reciente.
El ceceo parcial que se escucha en el coro monumental proviene de parejas y grupitos que no ocultan su origen ibérico; los demás transforman la “z” y la “c” en “s” pero empatan con los otros en cuanto a enjundia y ganas de liberar sus Monstruos, tal como se titula el tercer y más reciente disco solista de José Miguel Conejo Torres (su nombre real); antes grabó Diciembre (2012) y Pólvora (2014).
“¡Olé, olé, olé, olé”, grita la multitud y el madrileño sólo atina a decir: “Creo que debí haber venido antes”. Sucede que, luego de consolidar una carrera en España, al compositor se le antojó vivir un tiempo en América y para ello eligió a Buenos Aires. Ante el recibimiento en Reforma y Campo Marte, una futura larga estancia por estos lares es más que probable, según ha dicho.
En esta esquina de la capital mexicana, el nacido en Vallecas ha vivido un par de noches inolvidables; el martes 23 de mayo hizo un dueto con Sabina en el Auditorio Nacional y, apenas veinticuatro horas después, tiene vueltos locos a sus admiradores en el Lunario.
Cuando era adolescente compartía habitación con uno de sus hermanos, quien admiraba al nacido en Úbeda y tenía un póster, robado de la calle, del álbum Esta boca es mía (1994). Al paso de los años, le produjo a Sabina la canción “Tiramisú de limón”, incluida en Vinagre y rosas (2009). En 2016, el andaluz le pidió que le ayudara a crear, de principio a fin, el álbum Lo niego todo.
Hoy lo acompañan en vivo su “escudero” César Pop en el teclado y Juancho (cantante de Sidecars) en la guitarra; más bajo, batería, percusiones, y dos metales que también ejecutan graciosas coreografías. El sonido es potente y brincan con facilidad del pop al rock macizo.
Lo suyo suena a movida madrileña, Fito Páez y Charly García, pero también a Springsteen por su vehemencia y, descaradamente, a The Beatles cuando introduce unos cuantos compases de “Hey Jude” en “Como lo tienes tú”. En “Superhermanas” homenajea a Sabina con un fragmento de “Princesa” y cuando habla dice que el recién fallecido Chuck Berry “se encargó de abrir un camino a machetazos por el que todos hemos transitado”.
 
Foto: Fernando Aceves / Colección Auditorio Nacional

El show finaliza con “Lady Madrid”, de Pereza, con el coro binacional a tope: “Estrella de los tejados / lo más rock and roll de por aquí / los gatos andábamos colgados / Lady Madrid”. 

Programa
El último incendio / La lluvia en los zapatos / Animales / Guerra mundial / Mi mejor versión / Palomas / Sixteen / Eme / Breaking bad / Miedo / Ciencia ficción / Amelie / Sincericidio / Terriblemente cruel / Vis a vis / Monstruos / Electricidad / Como lo tienes tú / Medicina / Superhermanas / Mirada perdida / Los cantantes / Lady Madrid.


No hay comentarios: