jueves, 3 de noviembre de 2016

Esteman: Un volcán colombiano

Foto: Carlos Alvar / Colección Auditorio Nacional



Caótica belleza / 3 de noviembre, 2016 / Función única / 2:30 hrs. de duración / 
Promotor: Business Development Argo S.A. de C.V.


David Cortés
Esteban Mateus Williamson sabe de la importancia de la primera impresión y para inaugurar su espectáculo —luego de que la chihuahuense Ruzzi pusiera la temperatura a tono— echa mano de futuristas vestuarios en una introducción que para nada presagia lo por venir. La entrada del compositor y cantante, mejor conocido como Esteman, es un breve performance: impacta, seduce, inmoviliza.
Una vez cumplido el cometido y acompañado por la Esteband (Juanita Carvajal, bajo y coros; Julián Bernal, guitarra, ukelele, coros; Tefi Bell, teclados, melódica y xilófono; y Juan Camilo Molina, batería), descargan la adrenalina y si bien lo que prosigue no es el estruendo de la dinamita, sí tiene un efecto similar al de una explosión.
El líder, quien toma su nombre artístico de una frase típica de su natal Colombia para aludir a cualquier persona, despliega lo aprendido en los cursos de actuación y luego desarrollado sobre los escenarios; se revela como un maestro del encanto, un individuo que embelesa con la palabra adecuada y quien no duda en apelar a la sensualidad para alcanzar el embrujo. En un mundo dominado por los millennials, él busca satisfacer sus expectativas al instante, con urgencia. 
“Hace tres años llegamos a México por primera vez, desde allí noté cosas que me encantaron de este país, una es la manera en que celebran su cultura, los muertos, por ejemplo”, dice y eso le sirve de preámbulo para arremeter con “Los que fueron”, un tema festivo y bastante contagioso. Después invita a Daniela Spalla a cantar “Adelante” —que grabó con Carla Morrison— y aflora una de las cualidades del colombiano, la calidez de su música, una intimidad que conecta con el público por la temática, los ritmos y los colores de la misma. Es como si se gestara una simbiosis y ésta alcanza su clímax en “No te metas a mi Facebook”, el tema que sacó a Esteman de la oscuridad y del cual nació su fama, misma que le da confianza y que le permite hincar el diente en todo, juguetear con los ritmos o incluso hurgar en los clásicos, como cuando ofrece su versión de “Frenesí”, original de Alberto Domínguez.
El oriundo de Bogotá es un volcán, pero también deja espacio a un lado más romántico. Hace poco señaló: “Al comienzo de mi carrera, mi interés era hacer un pop más crítico, sarcástico, que jugara con el humor, pero con el tiempo la música fue sacando mi lado sensible, que me encanta”. Acto seguido, el poseedor de un par de álbumes (1er acto y Caótica belleza) invita a Vanessa Zamora para interpretar “Aquí estoy yo” —que grabó con Andrea Echeverri— y después se deja engullir por el público cuando baja a cantar un fragmento de “Pobre corazón”.
 
Foto: Carlos Alvar / Colección Auditorio Nacional
Si la noche ha sido candente, el cierre no lo es menos con “Baila”, colofón ideal para terminar de dar salida a la energía restante.


Programa
Intro / Como vez primera / El distractor / El pimentón / Altamar / Los que fueron / Adelante (con Daniela Spalla) / Mr. Trance - No te metas a mi Facebook / De otro planeta / Frenesí / Lo nuestro es eterno / Aquí estoy yo (con Vanessa Zamora) / Pobre corazón / Caótica belleza / True Love / Baila.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.