viernes, 20 de marzo de 2015

Gondwana: Astronautas tropicales

Foto: Edgar Rubio / Colección Auditorio Nacional

Reggae ’n’ roll / 20 de marzo, 2015 / Función única / 3:00 hrs. de duración / 
Promotor: Fideicomiso para el Uso y Aprovechamiento del Auditorio Nacional.

Alejandro González Castillo
“¿Están listos para Gondwana? ¿Quieren reggae and roll?”, pregunta MC Jona apenas toma el micrófono que Gerardo Zopi Pimentel le entrega, una vez que el grupo que comanda, Rastrillos, abandona el escenario. La respuesta del público va más allá de ser afirmativa, pues hay en ese grito que la multitud arroja una mezcolanza de ansia y disposición absoluta, un deseo irrefrenable por abandonarse ante una música que, pese a poner en acción sus músculos, relaja los mismos con la eficiencia que sólo el reggae impulsa.


El álbum debut de Gondwana fue editado en 1997, sin embargo la historia del grupo arrancó en 1982, el año en que The Police se presentó en el Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar y Claudio I-Locks Labbé, entonces un espectador adolescente, tuvo la certeza de que su futuro estaría regido bajo los parámetros rítmicos que Bob Marley popularizara en todo el planeta.

Desde aquel momento no hubo descanso para el chico, pues a su alrededor congregaría a un puñado de músicos que, a la larga, definirían el sello sonoro de la banda más representativa del reggae chileno. Esta vez, el octeto trae consigo Reggae ’n’ roll, su más reciente producción y octava en su historial, un trabajo que repasa en directo sin hacer de lado los momentos más significativos del resto de su discografía.
Los músicos transitan por pasajes donde el calor del ritmo jamaicano coquetea con la tibieza lírica del pop, justo la aleación que les otorgara fama en Latinoamérica; pero los de los instrumentos también se hunden en la densidad del dub acompañados de ecos infinitos en las cuerdas vocales, y en las de acero también, que provocan una suerte de estado de embriaguez cósmica acrecentada por los metales y las líneas de luces rojas que rayan el aire del foro. “Salud, por el cariño inmenso que hemos construido a través de todos estos años”, comenta el cantante para reafirmar la melopea estelar y de inmediato homenajear a Soda Stereo con una versión candente de “El rito”.
Pero no sólo Cerati y los suyos son invocados por los sudamericanos, lo mismo ocurre con Sting, Copeland y Summers (de quienes el combo toma prestada “Spirits in the Material World”), y Marley, el autor de “Could You Be Loved”, sin duda el tema que más entusiasta recepción genera en una audiencia que brinda y baila entre cánticos futboleros que operan como porras para los ejecutantes.
“Pero, ¿qué hora es? Son ya casi las doce, ¡nos van a echar de aquí!”, exclama el de los dreadlocks hasta las rodillas ante la unánime exigencia de un encore, luego de simular una despedida. Y todavía se atreve a preguntar si es mejor seguir o detenerse; pero el intérprete de “No Me No Wanna” bien sabe que no va a parar, que esa chica que espontáneamente subió a su lado para agitar las caderas es el pretexto ideal para tocar una y otra más. 
 
Foto: Edgar Rubio / Colección Auditorio Nacional
Claro, nadie se queja ante la prolongación del acto; la fiesta continúa hasta que se encienden las luces del sitio y así muchos recuerdan que no están en una costa caribeña, sino en un cráter lunar. Entonces, los astronautas tropicales abandonan el satélite hermanados por el espíritu libertario del ritmo que se sacude, bien vivo, dentro de sus pechos.

Programa
Mucho verso / Verde, amarillo y rojo / Reggae Is Coming / K-In / Fuego / Aire de Jah / Ignorancia / Sentimiento original / El rito / Nadie como tú / Para enamorarte / Antonia / Dulce amor / Chainga langa / Piénsame / Mi princesa / No Me No Wanna / Cuando la lluvia pare / Reflejos de luz / Felicidad / Spirits in the Material World / Could You Be Loved.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.