sábado, 1 de febrero de 2014

Rebel Cats: Fraternidad a prueba de ausencias

Rebel Cats y sus amigos / 1 de febrero, 2014/ Función única /
 2:45 hrs. de duración/ Promotor: Ocesa Promotora, S.A. de C.V.

David Cortés
Música y entretenimiento van de la mano, pero la ecuación no siempre funciona de manera equitativa. Hoy confraternizan sin problemas, y así como hay demostraciones de virtuosismo, también abunda la diversión. Los Rebel Cats están sobre el escenario y hay una conflagración.



Sí, la noche es explosiva y al mismo tiempo un guiño al pasado, aunque no tiene regusto a nostalgia, no cuando la mayoría de los presentes aún no habían nacido cuando el rockabilly nació, creció y después se convirtió en lengua muerta en Estados Unidos y México.

Los Infierno han abierto la pista en una jornada caliente y dejan todo listo para que Vincent Van Rock, guitarra; su hijo Vince Monster, batería; Lalobilly, contrabajo; y Chucho Tormenta —la reciente incorporación—, teclados, saxofón, guitarra, presenten su nueva producción: Rebel Cats y sus amigos (regrabaciones de sus éxitos interpretados a dueto y sólo un track inédito).
El cuarteto, además de celebrar la salida de su álbum, también festeja su arribo al Lunario. Ha sido un trayecto difícil, arduo, una travesía iniciada en 2005 cuando daban sus primeros pasos en foros marginales y se convertían en el ariete de una escena que hoy tiene a su vera varios continuadores. En ese camino han levantado amigos y algunos de ellos están aquí; también hay ausencias y a una de ellas rinden homenaje.
En las pantallas laterales aparecen imágenes del fallecido Johnny Laboriel, recogidas en la grabación de uno de los temas de la reciente placa del grupo. El gesto es emotivo, pero no dramático ni sentimentaloide, en vez de eso se respira un aire lúdico, divertido, la clase de atmósfera cultivada por el pionero del rock and roll. Acto seguido, Emmanuel (guitarra) y Francisco Laboriel (batería), hijos del cantante, suben a interpretar con la banda “Rock del angelito” para marcar una de las cimas del show.
Hay muchos instantes climáticos, ya sea por el continuo desfile de estrellas en el escenario —Pascual Reyes (San Pascualito Rey), Luis Álvarez (El Haragán), Dr. Shenka (Panteón Rococó), Tex Tex, Comisario Pantera, Marcela Viejo (Quiero Club), El Abulón (Víctimas del Dr. Cerebro), Luis Humberto Navejas (Enjambre)— o por los despliegues de espectacularidad de cada uno de los integrantes de la banda.
Van Rock toca su instrumento con los dientes y luego, de espaldas, lo desliza por las asentaderas y crea, como excepción, una cacofonía, porque su tono en la guitarra es límpido, cristalino; Vince Monster trepa a su batería, desde las alturas dirige a la agrupación y a los asistentes, salta, abre las piernas en el aire y echa mano de su carisma. Difícilmente podría decirse que no es encantador. Lalobilly se tira al piso, también sube sobre su contrabajo y, junto con Tormenta, forman una pirámide, la cual ha de ser coronada por Monster.
Cada peso de la entrada es retribuido con creces por Rebel Cats. Los astros se alinearon y todo acontece sin contratiempos, se mantiene en su lugar, menos el copete de Vince Monster que, rebelde, se niega a permanecer en su sitio.

Programa
Déjame rocanrolear / Shooby Doo Wop / El boogie de la noche oscura y fría / Tuve un sueño / Me quiero emborrachar / Rebel Blues / Prisionero / A sacudir y a barrer / El gato con botas / Estaba loco / Gato rebelde / Para nada / No hagas caso a tus papás (video) / Rock del angelito / Diversión / Hombre lobo adolescente / Mala influencia / La chica rockabilly / Cuando no estoy contigo / Be Bop A Lula.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.