jueves, 10 de mayo de 2007

Napoleón: Una vez más, bohemios, por mi madre…

10 de mayo, 200 7 / 409 asistentes / Función única / 
2:15 hrs. de duración / Promotor: Marketing Musical, S.A. de C.V.

Julio Alejandro Quijano
Tres cantautores de estilos diversos en sendas noches diferentes. La razón es una: la Madre. En estricto orden de calendario, Napoleón, Amaury Pérez y Nicho Hinojosa ofrecen veladas ideales para regalar a las mamás.

Apenas dos o tres acordes y la nostalgia empieza a condensarse entre las mesas, desde donde a media voz el público acompaña a Napoleón con el primer tema: Hombre de fachada triste / dale al mal tiempo buena cara. / No seas casi mar ni casi río, / o sé mar o río… o nada. Es difícil explicarse por qué esta poesía tan sencilla, que constantemente rememora la sabiduría de la naturaleza, pega tan hondo en los sobrevivientes de una de las ciudades más caóticas del mundo.

De pronto, el rey del Festival OTI en los setenta detiene el concierto y por pura gratitud empieza a desgranar sus primeros recuerdos. Con palabras conduce a su público a un pueblito enclavado en la sierra, entre cuyas humildes casitas se encuentra ella, María de Jesús, su madre. Hoy es diez de mayo, pero no se ha atrevido a irrumpir en su recuerdo por eso sino porque ella es la poeta que habita sus canciones, aunque él no esté plenamente conciente de ello: “Dicen que de ahí me viene lo poeta”, comenta entre risas. María de Jesús es ahora una mujer de noventa años —dice— y tiene un humor a toda prueba; lo suyo son los dichos y los refranes, de los que Napoleón suelta un puñado: “Perro que sale, encuentra hueso… El que no tiene más, con su mujer se acuesta... Hijos crecidos, trabajos llovidos”.
Y los citadinos, allá atrás, en la penumbra escuchan muchas canciones más: “Tu primera vez”, “Lo que no fue, no será”… Nota a nota uno siente también ganas de decirle gracias a esta madre porque al saber de su existencia se tiene la certeza de que esos cantos que hablan de la simpleza de la vida se han desprendido como frutos de su sabiduría: Vive feliz ahora mientras puedes, / tal vez mañana no tengas tiempo...
José María Napoleón tiene como invitado a un cantante, su hijo del mismo nombre, y ambos se encargan de darle a las mamás un regalo extra: cinco temas a dúo que arrancan ovaciones y seguramente una que otra lágrima entre las agasajadas.

Programa
Hombre / Somos lo que hacemos / Celos / Eres / Quién eres tú / Pajarillo / Amor de habitación / Tu primera vez / Y para qué / Lo que no fue, no será / Hijo mío / Nunca cambies / Acéptame como soy / El grillo / Tú y ella / Mis treinta años / Después de tanto / Leña verde
Con José María Napoleón hijo: El breve espacio / Todo a pulmón / Inevitable / Vive / Si yo no te amara

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.