viernes, 11 de marzo de 2005

Diego Torres: Un pibe con algo que decir


11 de marzo, 2005 / 9 597 asistentes / Función única / 
2 hrs. de duración / Promotor: OCESA, S.A. de C.V. 

Mariana Norandi 
Hijo de Lolita Torres, una de las actrices más famosas del cine argentino, se introdujo en el mundo artístico como actor. A los quince años participó en su primer largometraje titulado El profesor punk. De manera paralela, formó una banda musical llamada La Marca, con la que grabó un disco. Sin embargo, y pese al entusiasmo que había depositado en ella, se disolvió sin dejar rastro. Sus pasos por la actuación comenzaron a tener repercusión. Su rostro se estaba volviendo familiar gracias a su aparición en la pantalla chica. No obstante, el joven actor insistía en ser cantante y en 1992 se lanzó como solista. En un acto de auto-confianza y tozudez, antepuso su pasión por componer a su éxito actoral, sin abandonar el cine. Trece años después, Diego Torres es uno de los cantantes jóvenes más populares y de los que mejor venden en Latinoamérica, Estados Unidos y España. 
En tiempos de violencia, decide cantarle a la paz; en un mundo desconcertado, invoca a la esperanza; en un panorama musical donde se imponen los cuerpos exuberantes, triunfa desde la sencillez. Delgado, bajito, con rasgos mestizos, simpático y ajeno a los dictados de la mercadotecnia, es el reflejo común y cotidiano de muchos jóvenes argentinos. Le gusta el futbol, el rock y soñar. Cuando las utopías parecen reliquias del pasado, él anhela una Argentina que emerge de su peor crisis, y un mundo más justo. Honesto, transparente, le canta al amor con un lenguaje espontáneo y sencillo. Algunos críticos musicales han denominado sus canciones como “pop de auto-ayuda”. Han sido tachadas de livianas y algunas emisoras radiofónicas, como la bonaerense Rock and Pop, se niegan a emitirlas. Guste o no, este cantautor ha sabido reflejar ciertas necesidades espirituales de la sociedad actual: “Tratar de estar mejor” fue utilizada por Maradona cuando se entrenaba para el Mundial del 94, “Color esperanza” se escuchó en las manifestaciones contra el mandatario venezolano Hugo Chávez, “Un mundo diferente” acompañó las marchas callejeras en Argentina durante la crisis de 2001 y, hace dos años, ese mismo tema fue oído por el papa Juan Pablo II cuando el cantante lo interpretó en un evento en Madrid. 
Diego Torres recordará su fiesta de 34 años por haber conseguido un lleno total en el Auditorio Nacional y por “Las mañanitas” que le cantó el público. Comunicativo, bromista y visiblemente entusiasmado, dijo: “Siempre que llegaba a México veía el Auditorio y soñaba con alguna vez pisar este escenario. Hoy estoy realizando ese sueño. No saben lo lindo que se ve desde aquí. Gracias por haberse perfumado, bañado y ponerse bonitos para venir”. Varias banderas y camisetas de la selección argentina se agitaban, gesto que agradeció antes de presentar su más reciente disco, MTV Unplugged, “que habla de la vida, de saber buscar el equilibrio entre lo bueno y malo”, y donde continúa experimentando con las fusiones de ritmos, especialmente latinos, como la salsa o el candombe. Tal como se apreció desde el tema inaugural “Por ti yo iré” donde también añade la rumba española y el funk. 
Algunas canciones estuvieron apoyadas por imágenes de video que hacían referencia a las historias narradas como en “Qué será”, dedicado a los emigrantes latinoamericanos. Hubo dos momentos muy conmovedores: cuando interpretó “Penélope” de Joan Manuel Serrat y cuando, solo en el piano, cantó “Tal vez”, dedicado a su madre cuando murió. En contraposición a esas circunstancias, el espectáculo contó con otros momentos muy divertidos como cuando bromeó con su percusionista de nacionalidad turca. Le hizo preguntas inventando, de manera muy simpática, la traducción. También fue muy entretenida e original la participación del dj Miguelius. Éste jugó con los tornamesas y emitió ruidos vocales a manera sampleos muy discotequeros. Torres realizó algunos pasitos de baile setenteros que causaron la risa cariñosa del público. Acompañado de sus nueve músicos y un cuarteto de cuerdas también bromeó acerca de la velocidad a la que hoy se baila y se liga, y dijo: “A ver, cuerdas, un poco de cordura”, a lo que el cuarteto respondió con los primeros acordes de la 5ª Sinfonía de Beethoven y él añadió: “Claro, si yo sabía que había otro mundo”. La sorpresa llegó con “Ay de mí” en que apareció el ex OV7 Kalimba y cantó a dueto con el argentino. 
Hacia el final del concierto, un representante de Sony-BMG le hizo entrega de un disco de platino y otro de oro por sus altas ventas en México. Fiel a su naturaleza adversa a las convenciones, luego de que los músicos se retiraron y las luces de sala se prendieron, Diego Torres continuó en el escenario para dar autógrafos y estrechar la mano a sus seguidores. Durante más de diez minutos les dedicó toda su atención. 

Cronología 
1971 El 9 de marzo nace en Buenos Aires, Argentina, hijo de la famosa actriz Lolita Torres. 
1988 Debuta como actor en la cinta El profesor punk
1989 Funda el grupo La Marca. Graban un disco. 
1992 Comienza su carrera como solista con Diego Torres. Vende 200 mil copias gracias a “Estamos juntos”, “Alguien la vio partir” y “Puedo decir que sí”. Se populariza por su intervención en la telenovela juvenil La banda del Golden Rocket. 
1994 Con su segundo disco, Tratar de estar mejor, mezcla la balada con el reggae y el funk. Sus éxitos: “Deja de pedir perdón” y “San Salvador”. Es nombrado el artista argentino con mayores ventas y más convocatoria, título que conservará durante dos años. 
1995 Es invitado a grabar una versión de “Penélope” para el disco colectivo en homenaje a Joan Manuel Serrat. 
1996 Lanza Luna nueva. Logra su primer protagónico cinematográfico en La furia, de Juan Bautista Stagnaro. Se convierte en la película más vista del año en Argentina (1 millón 300 mil espectadores). 
1999 Tal cual es llega al mercado discográfico. 
2001 En plena crisis económica y social de su país, edita su quinto disco denominado Un mundo diferente, del que destacan “Color esperanza” y “Sueños”. 
2002 Fallece su madre, a quien le dedica el tema “Tal vez”. 
2003 Un mundo diferente es nominado al Grammy en la categoría de Mejor Álbum Pop Latino. Canta ante el Papa Juan Pablo II en un acto multitudinario a las afueras de Madrid. 
2004 Entre los invitados en MTV Unplugged figuran Julieta Venegas, Vicentico y La Chiringa. 
2005 El disco es nominado al Grammy en la categoría de Mejor Álbum Pop Latino. En Viña del Mar gana una Antorcha de Oro, una de Plata y una Gaviota de Plata. Diego se presenta por primera vez en el Auditorio Nacional. (M.N.

Programa 
Grupo telonero: Lu 
Por besarte 
Duele 

Diego Torres 
Por ti yo iré 
Deja de pedir perdón 
Sé que ya no volverás 
Cantar hasta morir 
No lo soñé 
Penélope 
Dónde van 
Quisiera 
Qué será 
Alba 
Déjame estar 
Color esperanza 
Alguien la vio partir 
La última noche 
Ay de mí (con Kalimba
Que no me pierda 
Sueños 
Tal vez 
Usted 
Tratar de estar mejor 
Dame una señal 
Puedo decir que sí 
La catrina
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.