jueves, 4 de septiembre de 2003

Quilapayún, Inti-Illimani, Illapu: Treinta años después, con el puño al aire

Foto: Colección Auditorio Nacional

30 años con Allende en la memoria  / 4 de septiembre, 2003 / 
5 514 asistentes / Función única / 3:00 hrs. de duración 

Mariana Norandi
A treinta años de su muerte, Salvador Allende sigue siendo uno de los mayores emblemas de la lucha social y política en América Latina. Sin más mito que su propia vida y digna muerte, se mantiene en el corazón de muchos chilenos como el sueño roto, el compromiso interrumpido, el parte aguas de la historia y, todavía, como una utopía realizable.

El 4 de septiembre de 1970, después de tres intentos electorales para llegar a la presidencia de Chile, Allende gana los comicios con el partido socialista Unión Popular. Así inicia un periodo de tres años de gobierno en el que se llevan a cabo profundas reformas políticas, sociales, laborales y culturales. En plena Guerra Fría, este modelo político se convierte en un factible ejemplo a seguir por varios movimientos revolucionarios latinoamericanos. El presidente norteamericano Richard Nixon, por medio de la CIA, promueve entonces un golpe de estado para acabar con el gobierno de Allende y contener la posible ola expansiva del socialismo en la región. La mañana del 11 de septiembre de 1973, un sector del ejército chileno se levanta en armas atacando el Palacio de la Moneda, sede presidencial. Tras emitir un comunicado a la nación por la Radio Magallanes, donde se niega a abandonar su puesto (obtenido democráticamente por el voto del pueblo chileno), antes de ser alcanzado por el bombardeo del ejército golpista, Allende se quita la vida heroicamente... Desde entonces y hasta 1990, Chile vivirá uno de los periodos más oscuros de su historia: la dictadura militar del General Augusto Pinochet, colmada de episodios de tortura, desapariciones, muertes y exilios. 

La victoria de Salvador Allende en las urnas se logró gracias a una propuesta de sociedad más justa, misma que contó con el apoyo vital de la poesía y el canto popular. Pablo Neruda, Violeta Parra, Víctor Jara, Quilapayún, Inti-Illimani e Illapu fueron algunos de los exponentes artísticos más importantes que hicieron de su palabra una bandera de libertad y justicia. Ahora, a treinta años de su muerte, los tres grupos chilenos cantaron por primera vez juntos para recordar esta fecha dolorosa. México fue el país elegido. 
En la década de los años 60, cada una a su estilo, había retomado el folclor latinoamericano, en particular la música andina, para cantarle a un mundo mejor. Recuperaron instrumentos olvidados como el charango, la zampoña, el cajón o el quenacho y realzaron el valor étnico y cultural de los ritmos autóctonos. También apoyaron el proceso electoral de Allende y su mandato. Pero, tras el golpe de estado se vieron obligados al exilio. Italia, Francia y México los acogieron y, a la distancia comenzaron a jugar un nuevo papel combativo: alzaron la voz acallada de los chilenos para construir el canto de aquél que sueña con volver y con el fin de los regímenes dictatoriales en América Latina. 
Esa noche en el Auditorio se respiraba un ambiente inusual. En el lobby, una exposición de imágenes del fotógrafo andino Marco Ugarte recordaba los últimos años de dictadura. En los pasillos se entrecruzaban varias generaciones: desde los que vivieron el acontecimiento en carne propia hasta jóvenes simpatizantes. Playeras con la imagen de Allende o el Che indicaban que el encuentro requería de cierto corazón y era sólo para aquellos que se identificaban con el espíritu revolucionario de los setenta. 
En el recinto, consignas como “¡Allende, Allende, el pueblo te defiende!” o “¡Allende Presidente!” caldeaban un ambiente donde aquella ideología se vuelve vigente. Mientras se llenaban los lugares vacíos, se proyectó la primera parte de un video sobre la infancia del homenajeado y sobre su llegada al poder. Entre aplausos y lágrimas, se oyeron los primeros acordes de Quilapayún. Con sus distintivos ponchos y barbas espesas, los miembros del septeto cantaron con fuerza y gran emoción. Contentos ante el escalofriante recibimiento, abrieron y cerraron la muralla como quien expone heridas y etapas sin cerrar. “Aquí estamos a pesar de la dictadura, el exilio y las dificultades, cumpliendo con el mandato que nos diera Salvador Allende en 1970 cuando nos honrara nombrándonos Embajadores Culturales de su gobierno (…) Hoy, 33 años después, podemos decir: aquí estamos, compañero Salvador Allende. Hemos cumplido su mandato y este acto es el mejor homenaje que le podemos rendir”. Evocaron autores chilenos e hispanoamericanos que hablan de libertad e igualdad social. “Soy del pueblo” del cubano Carlos Puebla o “Memento”, poema de García Lorca, penetraron de manera especial en el ánimo de los presentes.
Luego vino Inti-Illimani, representante de otro periodo histórico de Chile: el derrocamiento socialista. Antes de su actuación, se presentó la segunda parte del video sobre el gobierno de Allende con algunas imágenes prestadas por su nieto, Gonzalo Meza. En un viaje musical más mestizo, disfrutamos de ritmos latinoamericanos fusionados con sonidos contemporáneos. “Arriba quemando el sol” de Violeta Parra o “Vino del mar” de Patricio Manns fueron algunos de los temas más ovacionados. 
 
Foto: Colección Auditorio Nacional
En la parte final, se proyectaron escenas del asalto al Palacio de la Moneda y del gobierno de Pinochet que levantaron un ensordecedor abucheo. En medio de esta conmovedora manifestación, Illapu ocupó el escenario. Además de su conocida estancia en México en épocas del exilio, ya había pisado el Coso en dos ocasiones: “Volarás”, “Ojos de niño” o “Morena Esperanza” no faltaron en un repertorio que buscaba complacer un sinfín de peticiones del público. Sonido folclórico y letras actuales han encontrado una fórmula musical donde ritmos bailables y canción de protesta no están reñidos. Pero el concierto no podía acabar sin la presencia de todos en el escenario entonando “El pueblo unido”, himno creado por Quilapayún y que acompañó toda la campaña electoral de Allende. El público cantó de pie, con el puño levantado. Un encuentro histórico. 

Quilapayún
Cronología
1965 Quilapayún (“tres barbas” en lengua mapuche) es fundado por Julio Numhauser y los hermanos Eduardo y Julio Carrasco. 
1966 Víctor Jara se convierte en su director artístico. Graban su primer disco epónimo.
1967 Con algunos cambios en su formación, realizan su primera gira internacional por países como la Unión Soviética, Francia e Italia y graban con Víctor Jara Canciones folclóricas de América.
1969 Asume la dirección Eduardo Carrasco.
1970 Comienza la etapa más combativa del grupo. Con Allende en el poder, brinda apoyo a la clase trabajadora y al naciente proceso político de Chile, postura que se refleja en la temática de sus canciones. Son nombrados embajadores culturales de Chile ante el mundo.
1973 El golpe militar los sorprende en Francia, país que los acoge en su exilio.
1989 Con gran éxito, regresan a su patria y realizan una gira nacional ante millones de personas.
1990-2003 La vida de la agrupación se desarrolla entre Chile y Francia. Hoy poseen más de 30 álbumes y 20 en colaboración con otros músicos. A pesar de sus numerosos cambios de integrantes, Quilapayún nunca ha perdido sus raíces ni el espíritu que lo convocó.

Inti-Illimani
Cronología
1967 Nace Inti-Illimani (“sol de Illimani”, monte de Los Andes bolivianos) formado por Jorge Coulon, Horacio Durán, Pedro Yañez, Max Berrú en la Universidad Técnica del Estado de Santiago. Poco después se incorpora Horacio Salinas.
1968 Realizan su primera gira en Argentina y graban su primer LP: Sí somos Americanos.
1970 Participan activamente en la campaña presidencial de Salvador Allende y en varios proyectos musicales de su gobierno.
1973 El asalto al Palacio de la Moneda los sorprende en Italia en medio de una gira europea. En este país encuentran su exilio. 
1985 Marcelo Coulon y José Seves vuelan a Chile para recoger un galardón pero son detenidos y desviados a Buenos Aires.
1988 Regresan a Chile después de un exilio de 15 años. Una multitud los recibe y lleva a un improvisado escenario donde cantan “Vuelvo”. Actúan en Mendoza en un tour mundial de Amnistía Internacional, junto a Swing, Bruce Springsteen, Tracy Chapman y Peter Gabriel.
2003 Después de más de 30 años de carrera y 30 discos, prosiguen su incansable experimentación sonora. 

Illapu 
Cronología
1971 En la ciudad de Antofagasta, al norte de Chile, se funda Illapu, (“rayo de voz”, en lengua quechua) por cuatro hermanos de apellido Márquez.
1972 Graban su primer álbum: Música andina.
1978 Realizan su primera gira por Europa.
1981 Al final de su segunda gira por Europa y EUA, la dictadura militar les impide el regreso a su país acusándolos de apoyar movimientos opuestos al gobierno de Pinochet. Se exilian en Francia y luego en México.
1988 Con la apertura democrática en Chile, regresan a casa. Son recibidos por más de cien mil personas en su primer concierto en el Parque La Bandera de Santiago.
1996 En estos días se transforma en el disco más vendido en la historia de la música chilena.
2000 Participan en el megaconcierto Tengo un sueño, organizado por UNICEF en Panamá, junto a Mercedes Sosa, Rubén Blades, Víctor Manuel, León Gieco y Daniela Mercuri. Se convierten en el primer grupo latinoamericano en presentarse en China.
2001 Se presentan en el multitudinario homenaje a Pablo Milanés (Pablo Querido) en el Auditorio: interpretan su versión andina de “Yolanda”.
2003 Con 15 discos en su haber, música para cine y un sinfín de premios internacionales, deciden retomar su residencia en México para impulsar su carrera en los mercados latinoamericanos y europeos. Se presentan en el Auditorio, al lado de Mercedes Sosa.

Programa
Illapu:
Lejos del amor
Volarás
Ojos de niño
Encuentro con la vida
Tres versos
Mande Mandela 
Baila Caporal
Morena esperanza
Vuelvo para vivir

Inti-Illimani:
Caro Nino
Cándidos
A la caza del ñandú
Vino del mar
Arriba quemando el sol
Sobre tu playa
Malagueña
Mi Chiquitita - El carnaval 
Samba landó

Quilapayún:
La muralla
Pimiento
Temporia
Allende
Soy del pueblo
Fuerzas naturales
Memento
La batea
Santo Padre

Todos:
El pueblo unido
Candombe para José


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.